HELPING FOR A JOB

Mátame un poco más si puedes. Y cuéntaselo a tus amigos, que vengan todos a cenar.

Cada vez que subo en ascensor a mi casa, si voy solo, me paso el trayecto mirándome al espejo. A veces me miro como en tercera persona, intentando actuar de la forma más sexi posible. Pues el caso es que un día en pleno sexiest me follé a una vieja por accidente, era mi abuela. Es coña, mi abuela está muerta, murió esta semana santa. De hecho la historia que os quería contar iba por ahí:

La empresa IRISGEM ofrece el servicio de convertir en diamante a tu familiar difunto (El secreto está en el cabello). Pues bien, pillaron a un ladrón de extremo guante blanco que utilizaba diamantes hechos de personas muy concretas para cortar cristales; se ve que el tío decía que cada piedra tenía alguna propiedad específica acorde a la personalidad del difunto, siendo todas ideales para una superficie u otra. Para hacer las piedras robó las cenizas haciéndose pasar por un perito de seguros y se las llevó a casa, donde tenía instalada una de las máquinas cristalificadoras que la empresa vende por internet. Son tan pequeñas y baratas que solo es cuestión de tiempo que se pongan de moda. Hace poco leí que estaban a punto de sacar una versión para la compañía de juguetes Jabaloun, archiconocida por "Cristalnovala", "Bolo Así" o "Clipstal: tu renuit casero".

Helping for a Job, el remake de Marines contra Aliens que se cuece que enriquece. Aquí os lo dejo. Tengo un pedito para ti. Ya lo tienes, ¡hasta pronto!